Conferencia 01 Śrī Īśopaniṣad - Todo está siendo controlado por la Suprema Personalidad de Dios

Clase de Su Divina Gracia
A.C. Bhaktivedanta Swami Prabhupāda
Conferencia 01 Śrī Īśopaniṣad
Los Ángeles, 2 mayo 1970

Prabhupāda:
oṁ pūrṇam adaḥ pūrṇam idaṁ
pūrṇāt pūrṇam udacyate
pūrṇasya pūrṇam ādāya
pūrṇam evāvaśiṣyate

īśāvāsyam idam sarvaṁ
yat kiñca jagatyāṁ jagat
tena tyaktena bhuñjīthā
mā gṛdhaḥ kasya svid dhanam

kurvann eveha karmāṇi
jijīviṣec chataṁ samāḥ
evaṁ tvayi nānyatheto 'sti
na karma lipyate nare

asuryā nāma te lokā
andhena tamasāvṛtāḥ
tāṁs te pretyābhigacchanti
ye ke cātma-hano janāḥ

anejad ekaṁ manaso javīyo
nainad devā āpnuvan pūrvam arṣat
tad dhāvato 'nyān atyeti tiṣṭhat
tasminn apo mātariśvā dadhāti

tad ejati tan naijati
tad dūre tad v antike
tad antar asya sarvasya
tad u sarvasyāsya bāhyataḥ

yas tu sarvāṇi bhūtāny
ātmany evānupaśyati
sarva-bhūteṣu cātmānaṁ
tato na vijugupsate

yasmin sarvāṇi bhūtāny
ātmaivābhūd vijānataḥ
tatra ko mohaḥ kaḥ śoka
ekatvam anupaśyataḥ

sa paryagāc chukram akāyam avraṇam
asnāviram śuddham apāpa-viddham
kavir manīṣī paribhūḥ svayambhūr
yāthātathyato 'rthān vyadadhāc chāśvatībhyaḥ samābhyaḥ

andhaṁ tamaḥ praviśanti
ye 'vidyām upāsate
tato bhūya iva te tamo
ya u vidyāyām ratāḥ

anyad evāhur vidyayā-
nyad āhur avidyayā
iti śuśruma dhīrāṇāṁ
ye nas tad vicacakṣire

vidyāṁ cāvidyāṁ ca yas
tad vedobhayaṁ saha
avidyayā mṛtyuṁ tīrtvā
vidyayāmṛtam aśnute

andhaṁ tamaḥ praviśanti
ye 'sambhūtim upāsate
tato bhūya iva te tamo
ya u sambhūtyām ratāḥ

Prabhupāda: Hare Kṛṣṇa. Lee.

Gargamuni: Catorce.

Prabhupāda: Sí.

Gargamuni: La última frase. “Este punto es confirmado por el Bhagavad-gītā en el Séptimo Capítulo, donde se discute parā y aparā prakṛti. Los elementos de la naturaleza —la tierra, el fuego, el agua, el aire, el cielo, la mente, la inteligencia y el ego— pertenecen todos a la energía inferior del Señor, o materia, mientras que el ser vivo, la energía orgánica, es la energía superior, la parā prakṛti, del Señor. Tanto las prakṛtis, o energías, son emanaciones del Señor, y finalmente Él es el controlador de todo lo que existe, no hay nada en el universo que no pertenezca al parā o aparā prakṛti, y por lo tanto todo está bajo el...”.

Prabhupāda: “...derecho de propiedad del Ser Supremo”. Así que aquí, en el Īśopaniṣad también, se explica lo mismo, que īśāvāsyam idaṁ sarvam [ISO 1]. Todo lo que estamos viendo, animado o inanimado, está controlado por el Señor Supremo. Lo mismo se explica en el Bhagavad-gītā, que Sus energías están trabajando.

En el Viṣṇu Purāṇa se dice que, así como el fuego que permanece en un lugar distribuye su calor y luz... Eka-deśa-sthitasyāgner jyotsnā vistāriṇī yathā. Agni, agni significa fuego. El fuego es... Al igual que el Sol. El Sol también es fuego, fuego de temperatura muy alta. Así que permanece en un lugar, pero está distribuyendo su luz y calor por todo el universo. Eka-deśa-sthitasyāgner jyotsnā yathā vistāriṇī tathaiva parasya brahmaṇaḥ śaktiḥ [Viṣṇu Purāṇa 1.22.53]. Del mismo modo, dos energías del Señor Supremo están siendo distribuidas por toda la creación. Una clase de energía se llama energía material, y la otra clase de energía se llama energía espiritual.

Por lo tanto, en este mundo, en este mundo material temporal, la energía espiritual está ahí. Eso es prominente. Pero está cubierta por la energía material. Al igual que el Sol —el Sol, nadie lo puede controlar, pero a veces está cubierto por las nubes. Cuando está cubierto por las nubes, el Sol es tenue. Cuanto más se cubre... Al igual que en los países occidentales, en los países del norte, está muy cubierto. Prácticamente, no hay luz del Sol. En Londres vi que la luz del Sol es poco común. Mientras el tiempo que estuve allí a las diez es temprano en la mañana, y a las tres y media otra vez de noche.

Así que esta cobertura del Sol es temporal. En realidad, el Sol no puede estar cubierto. Todo el Sol no puede estar cubierto. Eso no es posible. Una parte insignificante del Sol puede estar cubierta, o está cubierta a veces por las nubes. Del mismo modo, este mundo material es una porción insignificante del mundo espiritual, cubierto por esta energía material. Eso es todo. ¿Y cuál es la posición de la energía material? La energía material es también otra forma de la energía espiritual. Eso significa ausencia de actividad espiritual, eso es material. Eso es todo.

Ahora bien ¿Qué son estas nubes? Estas nubes son otra transformación del Sol. El Sol evapora el agua del mar, y se forman las nubes. Por lo tanto, el Sol es la causa de las nubes. De manera similar, esta energía material también es causada por el Señor Supremo, porque es Su energía.

De modo que dos energías están trabajando en este mundo material: la energía espiritual y la energía material. La energía material significa estas ocho clases de elementos materiales, bhūmir āpo 'nalo vāyuḥ [Bg. 7.4]: tierra, agua, fuego, aire, cielo, mente, inteligencia y ego. Todo esto es material. Y similarmente, más sutil, más sutil, más sutil, más sutil, y más burdo, más burdo, más burdo. De esta manera el agua es más sutil que la tierra, el fuego es más sutil que el agua, el aire es más sutil que el fuego, el cielo o éter es más sutil que el aire. Del mismo modo, la inteligencia es más sutil que el éter, o la mente es más sutil que el éter. La mente... Ya saben, he dado varias veces el ejemplo: la velocidad de la mente. Puedes ir muchos miles de kilómetros por segundo.

Así que cuanto más sutil se vuelve, más poderoso. Del mismo modo, en última instancia, cuando se llega a la parte espiritual, más sutil, de la que todo emana, oh, eso es muy poderoso. Esa es energía espiritual. Así que eso está en el Bhagavad-gītā. ¿Qué es esa energía espiritual? Esa energía espiritual es esta entidad viviente. Apareyam itas tu viddhi me prakṛtiṁ parā [Bg. 7.5]. Kṛṣṇa dice: “Estas son energías materiales, además de esto hay otra energía espiritual”. Apareyam. Aparā significa inferior. Apareyam. “Todos estos elementos materiales descritos, son energía inferior, y más allá de esto está la energía superior, Mi querido Arjuna”. ¿Qué es eso? Jīva-bhūta mahā-bāho: “Estas entidades vivientes”.
También son energía. Somos entidades vivientes, también somos energía, pero energía superior. ¿Por qué superior? Porque yayedaṁ dhāryate jagat [Bg. 7.5]. La energía superior está controlando la energía inferior. La materia no tiene poder. Un gran avión, una bonita máquina, está volando por el cielo, hecho de elementos materiales. Pero a menos que la energía espiritual, el piloto, esté allí, es inútil. Es inútil. El avión de reacción puede estar en el aeropuerto por miles de años; pero no estará volando a menos que la pequeña partícula, la energía espiritual, ese piloto, venga y lo maneje.

Entonces, ¿cuál es la dificultad para entender a Dios? Tan simple, que si esta enorme máquina... Hay tantas maquinarias enormes; no pueden moverse sin el toque de la energía espiritual, un ser humano o un ser vivo. ¿Cómo se puede esperar que toda esta energía material esté funcionando de manera automática o sin ningún control? ¿Cómo se puede argumentar de esa manera? Eso no es posible.

Por lo tanto, la clase menos inteligente de los hombres, no pueden entender cómo esta energía material está siendo controlada por el Señor Supremo. Los hombres impíos, los que opinan que esta energía material está trabajando automáticamente, son tontos. Esa es la explicación del Īśopaniṣad. Īśāvāsyam idaṁ sarvam [ISO 1]. Todo está siendo controlado por la Suprema Personalidad de Dios. Y, por lo tanto, porque Él es el controlador supremo, Él es el propietario supremo.

Podemos ver en nuestra experiencia práctica, al hombre que controla todo el establecimiento, al propietario, o al presidente. Del mismo modo, si está siendo controlado por alguna persona superior, entonces Él es Dios. Esto se confirma en el Bhagavad-gītā: mayādhyakṣeṇa prakṛtiḥ sūyate sa-carācaram. Kṛṣṇa dice: “Bajo Mi supervisión esta energía material está trabajando, y todos estos objetos animados e inanimados se están produciendo”.

mayādhyakṣeṇa prakṛtiḥ
sūyate sa carcarcam
hetunanena kaunteya
jagad viparivartate

Así que a menos que haya alguna fuerza viviente, una energía, detrás de cualquier manifestación material, no puede funcionar. Si simplemente entendemos este hecho, que en todas partes está el control del Señor Supremo, eso es la conciencia de Kṛṣṇa. La conciencia de Kṛṣṇa significa entender las cosas como son. Eso es todo.

Muchas gracias. (Devotos ofrecen reverencias) (Fin)
Traducción: Gandhāra dāsa - Argentina